La Llave Psi

La clave la tenés vos

¿De qué hablamos cuando hablamos de constelación familiar?

Cuando hablamos de una constelación en el cielo, nos referimos a un grupo de estrellas a las que le damos un nombre para identificarlas y reconocerlas. De la misma forma, al hablar de una constelación familiar, se trata de una agrupación de elementos en un sistema, en este caso la familia. Si bien apuntamos esencialmente a la familia porque desde allí venimos y es a partir de ella que internalizamos y reproducimos el conflicto en las relaciones, podemos constelar absolutamente cualquier cosa: desde el trabajo al dinero pasando por la casa, empresa, salud, pobreza, enojo, culpas, abandonos, soledades, exigencias, juicios, etc., etc. Pero fundamentalmente a lo que se apunta es a sanar emociones y las pautas repetitivas que por ellas reproducimos en nuestros vínculos, sean representadas por personas u objetos, descubriendo los mandatos ancestrales -allí la conexión con la familia- donde esas emociones están ancladas y se alimentan.

¿Cómo se hace una constelación?

Es básicamente un viaje interior mediante una visualización guiada, sostenida y contenedora, en el que traeremos al campo constelatorio aquel conflicto que queramos sanar. En ese espacio construido entre el facilitador y el consultante, podrá desplegarse todo menos la razón, no se trata de intelectualizar lo que no puede intelectualizarse (las emociones) sino justamente de vivenciarlas en ese aquí y ahora. Que pueda aflorar el sentimiento asociado a un recuerdo, persona o conflicto, y poder liberar o polarizar la emoción negativa con la que quedó grabado, y que es causante de que repitamos inevitablemente una y otra vez la misma historia. Queremos hacer algo diferente, pero inconscientemente volvemos a lo mismo hasta que no transformemos la energía de dichas emociones (volviendo a la analogía con las estrellas, sería como cambiar un agujero negro que devora la luz en un gran sol que la irradia).

¿Para qué hacer una constelación?

Para sanar relaciones, encontrar nuestro lugar en el sistema familiar o en el sistema relacional donde tenemos el conflicto, liberarnos de emociones y mandatos negativos, dejar atrás relaciones tóxicas, soledad, angustia. Y principalmente para despertar, ser conscientes, y dejar de repetir vínculos sufrientes. Transformarnos en actores y no en víctimas. Permitirá ordenarnos…porque en un sistema familiar si no hay orden, el amor no fluye. Por ello, como es en el cielo es en la tierra, también le daremos nombre a nuestro trabajo constelatorio, y ese será nuestro lugar, nuestra imagen mental donde tendremos un lugar y espacio en ese sistema, a partir del cual el amor podrá fluir y potenciarse.

Inversión: $ 1500 (incluye dos sesiones, una introductoria donde se recaba la información, se hace el genograma y la constelación (aprox. 2 horas o más) y otra breve donde se entrega el informe, se evalúan resonancias y se evacúan dudas (aprox. 30 a 40 min.)

“Uno es su familia” Anónimo

"Nuestra cabeza es redonda para permitir al pensamiento cambiar de dirección" Francis Picabia

"Quien eres depende de tres factores: lo que heredaste, lo que tu entorno hizo de ti, y lo que tú has hecho de tu entorno y de tu herencia con tu libre elección". Aldous Huxley

"El corazón de aquél que ha comprendido que lo presente está en resonancia con lo pasado, tanto en lo bueno como en lo malo, late en sintonía con el mundo". Bert Hellinger

"Nunca es demasiado tarde para una infancia feliz". Milton Erickson

“Todos con los que nos encontramos, todo lo que pasó, forman el tejido que es nuestra vida” "Finalmente, lo que más se quiere, hay que soltarlo". Adriana Schnake

"Me lo contaron y lo olvidé; lo vi y lo entendí; lo hice y lo aprendí". Confucio

"Todo trabajo terapéutico tiene como fin capacitar a la persona para vivir cada vez más en el presente, que es el único lugar donde uno vive plenamente"

 

Whatsapp: 1132096198

Mail: lallavepsi@gmail.com

Instagram / Facebook / Twitter / YouTube: La Llave Psi

www.lallavepsi.com